«

»

ago 02

Utilidad y prestigio; las cajas de madera

Utilidad y prestigio; las cajas de maderaHoy en día lo aprovechamos todo, lo reciclamos casi todo y le damos usos realmente sorprendentes a objetos que jamás hubiéramos pensado que servirían para nada más que para lo que estaban pensados. Y un claro ejemplo de una de estas cosas son las cajas de madera. Antiguamente, este tipo de cajas, fuertes y robustas, se usaban para transportar fruta o botellas de vino, por ejemplo. Se utilizaban una y otra vez hasta que se rompían, quebraban o acababan olvidadas en algún viejo almacén.

Ahora, la gente normal de la calle, la que nada tiene que ver con la venta ni el transporte de mercancías, está rescatando del olvido o incluso envejeciendo las nuevas cajas de madera artesanalmente para usos domésticos, decorativos o de almacenaje. Con estas cajas actualmente se hacen también, por ejemplo, estanterías para habitaciones infantiles, revisteros, mesitas de noche, muebles auxiliares de comedor… Así como con los palets se hacen mesas, sofás e incluso camas… con un palet… ¿Quién lo hubiera imaginado hace tan sólo 10 años?

Y aunque las cajas de madera siguen teniendo también su uso originario, han adquirido un toque rústico que da prestigio a la empresa que las entrega, por lo que las empresas vinícolas, por ejemplo, las hacen servir para tener un toque deferencial hacia el cliente final, o las tan de moda fruterías "gourmet" las usan como expositores o elementos decorativos.

¿Qué tipos de cajas de madera podemos encontrar?

Las cajas de madera suelen transportarse en palets o bien pueden ir incorporadas con patines para que sea mucho más sencillo su transporte. Al estar hechas de madera son fuertes, resistentes y fiables. Dependiendo de la mercancía que transportan pueden ser sencillas o reforzadas.  También existen las jaulas de madera, que principalmente se usan para el transporte de mercancías de pequeño o gran tonelaje en envíos terrestres, aéreos y marítimos.

Las cajas desmontables, por ejemplo, son cajas que además de desmontarse para usos posteriores, son reutilizables.  Las hechas a medida o especiales, son para el transporte de mercancías que requieren determinadas características y garantías. Necesitan cumplir requisitos especiales de protección, impermeabilidad o ergonomía, servirían por ejemplo para transportar obras de arte.

Qué tipos de cajas de madera podemos encontrar

Todas ellas con frecuencia suelen usarse para el comercio internacional. Su precio y durabilidad las hacen ser la mejor opción. Para ello, hay que tener en cuenta que deben cumplirse una serie de regulaciones que varían dependiendo de los países, puesto que hay muchos riesgos como por ejemplo la introducción de plagas de los árboles.

Dependiendo del tipo de caja de madera que se vaya a utilizar, también deben cumplir unos requisitos distintos ya que no es lo mismo un barril de vino, de licor o una caja de regalo para vino o cigarros.

El precio de la cajas de madera es bastante económico. Además, pueden utilizarse sus tapas o laterales para imprimir el logo o nombre de nuestra empresa y así aprovechar para publicitarnos.

Así que, si lo que queremos es resistencia, prestigio, economizar y reciclar, sin duda las cajas de madera son nuestra mejor opción.

¡Si te ha gustado este artículo no olvides compartirlo en tus redes sociales!

Facebooktwittergoogle_pluslinkedin

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *