Conciencia ecológica y embalajes

La creciente preocupación por el tándem conciencia ecológica y embalajes está ayudando a definir qué empresas del sector apuestan por criterios de sostenibilidad y cuáles se han quedado ancladas en el pasado.

El impulso del comercio electrónico a escala global, el aumento del reparto a domicilio y la necesidad de cumplimiento de la normativa de envasado en materia de higiene y seguridad, han cobrado una importancia vital en los últimos tiempos.

Conciencia ecológica desde el origen

La supervisión y análisis de la calidad y el origen ético de los materiales desde la fuente significa el primer paso en lo que se refiere a conciencia ecológica y embalajes. No se trata únicamente de poder asegurar la trazabilidad de los productos que ofrecemos, también de la expresión práctica de una manera de trabajar. En ratioform nos preocupa la sostenibilidad a largo plazo.

Los principios y reglas que determinan las buenas prácticas en materia de Responsabilidad Social Corporativa obligan al cumplimiento de las diferentes normativas y certificaciones que regulan el sector: etiquetas FSC, etc. En la actualidad, la labor de las organizaciones de reconocido prestigio internacional que operan en el sector, permiten garantizar la calidad de la materia prima. Porque lo que bien empieza bien acaba.

En busca del packaging optimizado

Tener conciencia ecológica significa usar un embalaje inteligente que haya sido producido para contener, comunicar y proteger los productos desde su origen hasta su destino, con la mayor eficiencia posible. Un envase optimizado nos permite minimizar el impacto en el medio ambiente, al reducir la huella de carbono generada durante todo el proceso, a un coste rentable.

Nuestros envases han sido pensados para ofrecer el mejor rendimiento, en multitud de formatos, materiales y capacidades: polietileno, cartón, bolsas, cajas… También han sido diseñados siguiendo una idea más sostenible de embalaje que certifica que son biológicos, compostables o reciclables. ¡Deje que le ayudemos a elegir el mejor para usted!

El embalaje que cumpla las 3Rs (Reducir, Reciclar, Reutilizar)

En un mundo saturado, globalizado y con un consumo de productos cada vez más creciente, siguen teniendo vital relevancia las campañas de información y concienciación en la gestión de residuos. Es preciso lograr un equilibrio entre producción de envases y la gestión de su impacto en el medio natural.

Conseguir la aplicación de las 3Rs con éxito en la sociedad: Reducir, Reciclar, Reutilizar, pasa por fomentar la implicación del consumidor y de fabricantes y distribuidores. Son muchos los ámbitos en los que se puede incidir para mejorar el impacto medioambiental.

  • Iniciativas educativas sobre consumo dirigidas a los más pequeños en centros escolares
  • Acciones de bonificación por buenas prácticas en reciclaje dirigidas a consumidor final
  • Piezas de comunicación sobre compostaje o reciclaje para intermediarios
  • Campañas institucionales y mancomunadas de concienciación en gestión de residuos al ciudadano

Necesitamos apoyar ese cambio de mentalidad que tiene cada vez más en cuenta el estilo de consumo individual como factor controlable. Debemos tomar la iniciativa, puesto que salvaguardar el planeta es una responsabilidad de todos y marcar la diferencia en nuestras decisiones, es posible. ¡Descubre cómo nuestra propuesta Terra puede beneficiarte!

Schreibe einen Kommentar

Deine E-Mail-Adresse wird nicht veröffentlicht.